Guía de longitudes de cadenas

Actualizado: 27 jun 2021

Elegir las mejores cadenas para colgantes puede ser una tarea compleja. Dada la enorme oferta disponible, a veces resulta difícil saber por dónde empezar. Sobre todo, en aquellas situaciones en las que se desea escoger una cadena para regalar. No obstante, hay una serie de pautas sencillas que facilitan la elección tanto de la longitud como del estilo de la cadena para el colgante. Lo más recomendable es seguir unos cuantos pasos para concretar las posibilidades de elección. Si te estás planteando cómo elegir las mejores cadenas para colgantes, te ayudamos a través de una guía de longitudes de cadenas y unos prácticos consejos que puedes tener en cuenta. ¿Qué grosor debe tener una cadena para colgante? Es evidente que un colgante grande necesitará de una cadena lo suficientemente resistente como para llevarlo sin riesgo de que el colgante se rompa. Además, el cierre también debe ser el más adecuado para soportar la presión que se ejerce sobre él. De hecho, una cadena ancha y pesada podrá soportar un mayor peso y, por consiguiente, dispondrá de un cierre más fuerte. Un colgante más pequeño y ligero, por su parte, se adaptará perfectamente a una cadena fina y de poco peso. Estas cadenas más pequeñas suelen contar con un cierre de anilla de tornillo ligero. Este tipo de cierre ya es perfecto para soportar el peso del colgante. Pero hay otro aspecto a cuidar en este sentido y es la cuestión estética. Es muy importante comprobar que el colgante es proporcional al tamaño de la cadena. Por ejemplo, no sería lo más idóneo colocar una cadena de serpiente de 2 milímetros en un colgante redondo de 6 milímetros, ya que el conjunto quedaría totalmente desequilibrado. En su lugar, lo ideal sería optar por algo mucho más fino, como nuestra cadena mini serpiente de 0,9 milímetros. De esta manera, el conjunto luciría mucho mejor desde el punto de vista estético ¿Qué tamaño tiene el orificio por el que debe pasar la cadena del colgante? Las mejores cadenas para colgantes son aquellas que se pueden mover libremente a través de la abrazadera o el orificio en el que se fija. Esta comprobación la puedes realizar ya antes incluso de comprar la cadena y te servirá de gran ayuda para tu mejor elección. Lo más recomendable es que te la pruebes o te informes sobre la longitud y las dimensiones. No dudes en ponerte en contacto con nosotros para que te podamos asesorar y aconsejar sobre cualquier de nuestros productos. En todo momento, estaremos encantados de poderle ayudar.

¿Deseas ampliar la información?

Suscríbete a www.glesur.com para seguir leyendo esta entrada exclusiva.

Suscríbete ahora
5 visualizaciones0 comentarios